Archivado en 29 noviembre 2011

Ideas innovadoras, como hacer que surjan

29 noviembre, 2011

Uno de los principales problemas que surgen a la hora de poner en marcha una empresa es ¿Cómo encontrar ideas innovadoras?, ¿Dónde está el origen de las ideas o proyectos que se convierten en empresas de éxito?
Se trata de mantener una actitud emprendedora ante el mundo que nos rodea, identificar oportunidades y analizar con la perspectiva de una actividad empresarial gran parte de las situaciones cotidianas. Así lo están haciendo, por ejemplo, los emprendedores de nuevas empresas entorno a Internet.

En muchos casos, la idea empresarial surge como consecuencia lógica de la vida personal o profesional de sus promotores. Todos tenemos relación con un sinfín de actividades económicas y empresariales, como consecuencia de nuestro trabajo, nuestros propios hábitos de consumo o nuestros hobbies y aficiones, que pueden generar ideas explotables económicamente. Se trata de buscar un hueco en el mercado más que de intentar revolucionarlo.

Se suele pensar que la única opción para poner en marcha una empresa con éxito es descubrir algún producto o servicio absolutamente novedoso o hacer algo que nadie más haga. Evidentemente, ser el único es una de las posibilidades, pero si observamos a nuestro alrededor, lo habitual es que muchas empresas compitan ofreciendo los mismos productos y servicios. Lo que cada una de estas empresas está haciendo es diferenciar su producto o servicio del de los demás, intentando así captar la atención de sus clientes, por ejemplo, siendo la más barata, la más rápida, la que ofrece mayores garantías, mejor trato al cliente o cualquier otro atributo que haga su oferta más atractiva.

Pautas a seguir

Sí que existen caminos que podemos utilizar para concretar nuestro espíritu emprendedor. A título indicativo, algunos son los siguientes:

1. Descubrir una oportunidad nueva.
2. Dar forma de empresa a habilidades o gustos personales.
3. Adaptar una idea existente en el mercado, aquí o en otro país.
4. Encontrar una nueva forma de producir o distribuir algo ya existente.
5. Perfeccionar un eslabón de la cadena de valor de un producto o servicio.
6. Comprar una empresa.
7. Segregar una parte de una empresa.
8. Asociarse a una persona influyente.
9. Apostar por un emprendedor.

Como puede verse, la única forma no es empezar desde cero y crear una empresa propia. Se puede ser emprendedor comprando una empresa en funcionamiento o acudiendo al tópico de hacerse franquiciado de una marca. Esta última es más una forma de autoempleo que una iniciativa empresarial pero, curiosamente, recibe un amplio tratamiento en la mayor parte de la bibliografía disponible en nuestro país sobre este tema.

Los cinco primeros caminos anteriores son los más puramente emprendedores. El sexto y el séptimo tienen, además, un componente más técnico. Los dos últimos no suelen dar resultado. Seguramente, lo más importante es que el promotor o grupo de promotores del proyecto crean en su idea y estén decididos a ponerla en marcha para comenzar a ganar dinero en internet.

A partir de esta premisa, la primera recomendación es empezar a analizar las posibilidades de la idea. No se trata solamente de reflexionar con mayor detalle sobre sus posibilidades y características, sino de contrastar opiniones con sus posibles usuarios y con expertos. Si tras estos primeros contactos las sensaciones que hemos percibido son buenas, ha llegado el momento de empezar a dedicar tiempo y esfuerzos al proyecto sistemáticamente.

Planes de futuro

Cualquier producto o servicio tiene posibilidades de explotación empresarial en función de que las tenga entre los consumidores del futuro. No hay que pensar estáticamente, sino dinámicamente, ni en términos de producto, sino de consumidor.

Una vez identificada la idea, plantear diversas alternativas, analizarlas y elegir la idónea. No vale con una idea. Una idea no equivale a una oportunidad de crear una empresa, salvo que sea susceptible de ser explotada económicamente. A partir de ahí, los primeros pasos deben incluir un análisis de las empresas que ya están operando en el sector y sus posibilidades de reaccionar frente a nosotros, y una reflexión sobre el binomio inversión inicial / nivel de experiencia requerida y disponible.
Preguntas que pueden ayudar a identificar oportunidades:

– ¿Se puede hacer mejor este producto?
– ¿Se puede anticipar cambios en la tecnología de la fabricación?
– ¿Se podría prestar mejor este servicio?
– ¿Tiene algún defecto que se podría corregir?
– ¿Se puede utilizar para otra cosa?
– ¿Lega a todos los clientes posibles?
– ¿Se puede vender de otra forma?
– ¿Se está haciendo en otros sitios?
– ¿Hay oportunidades, entre las anteriores, que se pueden relacionar con mis aficiones, gustos, intereses, y capacidades?

Pasos para dar potencia a sus metas emprendedoras

29 noviembre, 2011

Las estadísticas económicas pueden orientar mal a los pequeños emprendedores. Las cifras globales revelan que solo el 15% las ideas emprendedoras se realizarán y de estas, el 80% se dejan de estar en funciones para el tercer año. El informe indica que no existe permanencia en proyectos de pequeños emprendedores. Cualquiera que haga caso a esta tendencia estará derrotado antes de empezar.

No obstante, es posible obtener mejores resultados en su proyecto emprendedor. Siempre y cuando usted ponga todo su empeño para hacer un proyecto exitoso. Siga estos cinco pasos que le sugiero para salir adelante en su proyecto:

1. Mantenga una lista control de sus actividades y pensamientos Cada día en una hoja lleve cuenta de las actividades que realice durante el día. Cada quince minutos pregúntese y escriba: “¿Qué estoy haciendo ahora?”, “¿Cuánto tiempo me va a llevar en hacer esta actividad?”, “¿Qué haré después?” Utilice un cuaderno para anotar las actividades.
Este ejercicio tiene la finalidad de despejar pensamientos cargados de actitudes negativas. Con esta tarea descargará las preocupaciones y permitirá seguir adelante intensamente con la actividad que este realizando. Esto evita que las circunstancias las circunstancias alejen sus pensamientos positivos y fortalecedores. ¡Haga que regresen desechando todo lo que no sirva!. “Sáquelos, escríbalos y prosiga con la tarea” Si no selecciona sus pensamientos, estos se mezclarán con otros y se sentirá confundido. El anotar en un cuaderno le llevará más rápidamente a lo que estaba haciendo.

2. Mantenga un diálogo positivo Mientras usted está haciendo su trabajo mantenga su mente positiva. Cante, baile. Diríjase monólogos animados. Dígase a si mismo y a los demás: “¡Muy bien chico!”, “¡Eso es muchacho ..vas bien!” Siéntase como un verdadero campeón. ¡Transpire el éxito!

3. Esmérese en su trabajo: Actué decidido a hacer un trabajo con maestría, como un verdadero profesional generando negocios rentables. Sienta el gozo de hacer su trabajo del día. Busque esas pequeñas victorias en su trabajo cotidiano. Siéntase como un verdadero campeón tras la meta. Mantenga su entusiasmo positivo. Trabaje con intensidad superando los obstáculos. Reúna los sentimientos que le llevarán al éxito. Acumule sentimientos, ideas y sensaciones cada segundo en su trabajo. Dígase a si mismo “¡Lo haré ahora!” “¿Por qué no?”, “¿Por qué no hacerlo bien?”

4. No permita distracciones: Reeduque sus pensamientos. La consecución de un proyecto grande es la acumulación de las circunstancias, pero principalmente de los pensamiento y las acciones específicas. Una sola idea puede ser la chispa que encienda al éxito… el fracaso. Así que no permita la intromisión de pensamientos de dudas, fracaso o distracciones. Diariamente pasan por su mente 10 millones de pensamientos de los cuales UNO solo puede ser fatal. No los deje vivir. Sáquelos de su mente escribiéndolos en su “lista control”. El propósito de su lista es reunir los pensamientos en uno solo: “Terminar mi tarea de manera excelente y sentimiento contento”

5. Evalúe las acciones para mejorar Revise su lista diaria de control y piense en las maneras de iniciar el siguiente día con el mismo ímpetu de éxito. Busque acciones correctivas “¿Qué puedo hacer mejor?” Repase las acciones del día. Analice lo que anotó en su Lista de control que le haya resultado mejor. Repase y disfrute el día.

Si usted sigue estas normas cada día estará asegurando el éxito para si mismo. Estará formando una labor cada día que alejará los pensamientos de angustia, de miedo, depresión. Pondrá una barrera contra todo aquello que le pueden obstaculizar su triunfo.

Si sigue usted estas cinco sugerencias, estará formando cada día un proyecto de éxito para un verdadero triunfador. ..estará dando los pasos para el éxito de campeón.

No permita que nada le detenga sus metas emprendedoras, mucho menos estadísticas que predicen que usted puede fallar.